Header

Aumentan las exportaciones de crudo latinoamericano a la Costa del Golfo de EE.UU.

En lo que va de 2020, los países latinoamericanos, excluyendo Venezuela y Argentina, han aumentado sus exportaciones de crudo al circuito de refinación de la Costa del Golfo de EE.UU., esto ha sucedido a pesar de la dura competencia de los productores canadienses y del Medio Oriente.

En los primeros cinco meses de 2020, México, Colombia, Ecuador, Brasil y Guyana exportaron 148 MM de barriles de crudo a las refinerías ubicadas en la Costa del Golfo de EE.UU (USGC).

De acuerdo a los registros de La Oficina de Aduanas de Estados Unidos y los datos de S&P Global Platts Analytics, el incremento en las exportaciones a la USCG fue superior en 1.3% respecto a los 146 millones de barriles registrados en el mismo período de 2019.

El crudo ecuatoriano denominado Napo (Heavy Sour), de 19° API y 2% de azufre, obtuvo el mayor aumento de volumen de cargas con 6 millones de barriles entre enero y mayo de 2020 comparado con 2.4 MM de barriles en el mismo período de 2019.

México continuó como el principal exportador latinoamericano de crudo a la USGC con 72 millones de barriles en el mismo período de referencia, esta cifra se no tuvo variación interanual.

Las bajas tasas de utilización en el sistema de refinación de Pemex conllevaron a disponibilidad adicional de crudo para el mercado de exportación del denominado Istmo (Medium Sour), un crudo de 32° API y 1.25% de contenido de azufre.

Un promedio mensual de 2 millones de barriles de crudo Istmo han sido entregados a las refinerías de la USGC en lo que va del año, con las refinerías de Valero como uno de los principales consumidores.

En abril, cuando Pemex aumentó sus tasas de ejecución en algunas de sus refinerías, aun el 50% de las exportaciones totales de crudo Istmo llegaron a los puertos de la USGC.

Figura 1. Importaciones de crudo de Latinoamérica

Figura 1. Importaciones de crudo de Latinoamérica


Las referencias de precios

El colapso del precio ocurrido el 20 de mayo de 2020, a causa del contrato de futuros de mayo para el WTI, tuvo un gran impacto en el precio del crudo mexicano y ecuatoriano que utilizan el índice de referencia de Estados Unidos para fijar el precio del barril de petróleo.

En cuanto a los precios, el crudo Napo fue el más barato de los grados pesados ​​negociados en la USGC con un precio promedio en los primeros cinco meses de este año de US$ 30.24 por barril, en comparación con US$ 32 por barril para el tipo Maya.

Según los datos de Platts, de manera referencial, el crudo de Canadá, denominado Western Canadian Select (WCS), de 30° API, se cotizó en US$ 34.10 por barril y US$ 39.24 por barril, para el Basrah Heavy (24° API) de Iraq.

La demanda de crudo pesado procedente de Latinoamérica


Después de que el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos impusiera sanciones a las exportaciones de crudo de Irán a fines de 2018, y a la empresa petrolera estatal de Venezuela, PDVSA, en fecha 28 de enero de 2019, las refinerías estadounidenses optaron por crudos más pesados de México, Colombia y Ecuador.

Con la entrada en vigencia a partir de enero de 2020 de las regulaciones impuestas por la Organización Marítima Internacional (OMI) respecto a las emisiones e combustible marítimo, México, Colombia y Ecuador sintieron la presión a la baja en el precio de sus crudos pesados y agrios.

Los crudos agrios pesados ​​producen más combustible de búnker que los grados más dulces por lo cual tuvieron menos demanda.

Antes de la pandemia de coronavirus, los productores latinoamericanos de crudos agrios pesados ​​también enfrentaban una baja demanda en el mercado de USGC debido a una sobreoferta y precios más bajos del crudo canadiense.

Caída de las importaciones procedentes de Canadá

Recientemente se ha deslomado las importaciones semanales por parte de Estados Unidos de crudo canadiense. Las importaciones de las refinerías estadounidenses cayeron a menos de 3 MMbpd. En la semana que finalizó el 8 de mayo y por primera vez desde diciembre de 2017, la cifra llegó a 2.897 millones de bpd.

Las causas que contribuyeron a la disminución de las importaciones, según la Administración de Información de Energía (Energy Information Administration - EIA) son una combinación de falta de demanda crudo y los recortes de producción de Canadá de más de 1 millón de bpd.

Antes de la pandemia, el pesado Canadiense Western Canadian Select (WCS) a menudo tenía el mayor margen de coque en la costa del Golfo de EE.UU., según los datos de Platts Analytics. Desde entonces, el margen se ha desplomado más que el de los competidores de América Latina.

El margen de coque del crudo WCS en refinerías ubicadas en Nederland, Texas, cayó a US$ 1.48 por barril el 3 de junio desde un promedio de US$ 9.47 por barril en marzo. Durante el mismo período, el margen de coque para el crudo Maya mexicano bajó también a US$ 1.48 / barril desde los US$ 10.25 / barril, mientras que el margen de coque del Castilla Blend (19.8° API, azufre 1.6%) procedente de Colombia, cayó a US $ 2.88 / barril el 3 de junio, desde US $ 6.65 / barril en marzo.

Luego de su debut aumentan las exportaciones de crudo Liza


En el segmento de crudo dulce, el crudo denominado Liza con un grado medio- dulce, procedente del bloque offshore Stabroek en Guyana, hizo su debut en la Costa del Golfo de Estados Unidos.

Luego que ExxonMobil importó el primer cargamento de 525,730 barriles al Puerto de Houston el 3 de febrero, según registran los datos de la Oficina de Aduanas de EE.UU., se han entregado desde entonces a las refinerías de Texas un total de siete cargas equivalentes a más de 3 millones de barriles.

Brasil es uno de los mayores productores de petróleo América Latina en volumen, sin embargo sus exportaciones se centran más en China que en Estados Unidos.

De enero a mayo, las refinerías estadounidenses importaron casi 7 millones de barriles de crudo procedente de Brasil, 4 millones de barriles menos respecto a los 11 millones de barriles registrados en el mismo período del año pasado.

Avatar
Acerca del Autor

Leave a Reply

*